26 de diciembre de 2017

¿Somos el 99'9999 % de espacio vacío?

Dice la física cuántica que el átomo es 99'9999 % espacio vacío. 




Y dice Graciela Bárbulo ( @holistigra ) que nosotros somos eso.





Y yo me pregunto... ( atención, artillería de preguntas preparada ⚠⚠⚠, tome aire )

¿Somos el 99'9999 %? ¿Por qué no el 100 %? ¿Nos falta un trozo? ¿Qué es ese otro 0,0001 %? ¿Eso no lo somos? ¿No es vacío también? ¿Dónde está la división? ¿Hay algo que no sea vacío? ¿Puede el vacío convertirse en algo que no sea vacío? ¿O existe la división vacío - no vacío como principios esenciales? Entonces tiene que haber algo más grande que los contiene, un "vacío mayor" en el que se vuelvan uno... ¿no?

¿Dónde está acaso la división que establece ese 99'9999 %? ¿En qué lugar colocamos ese 1 después de tanto 0?

0.1 ?
0.0001 ?
0.000000000001 ?
0.00000000000000000001 ?

¿No es acaso lo mismo? ¿Dónde está la diferencia?
Aparentemente difiere en cantidades, cuanto más a la derecha pongamos el 1 más pequeña es la cantidad. Pero, ¿es esto así? El decimal 99'9999 es infinito, donde pongamos el límite será aleatorio. Podemos pasarnos la vida escribiendo nueves sin llegar nunca a un final. Entonces, ese 99'9999 % es la totalidad en sí, no hay división.

99'9999 % es una forma en la que el 1 se expresa. Es una cualidad, no una cantidad.

Al expresar que somos el 99'9999 % algo estamos dejando fuera. Ese 0,0001 %, ese 0,1 %, esa décima, esa milésima, esa millonésima, la estamos apartando, estamos diciendo que no somos eso.

Esto no está nada mal para una mente acostumbrada a concebirse como el 0'0001 %, una parte insignificante dentro de un gran todo. Pero escondida en ese 99,9999 % existe la misma arrogancia que oculta ese 0'0001 %. Tan arrogante es decir que yo soy casi todo como decir que soy casi nada, la división es la misma.

Por eso en las enseñanzas con mensajes del estilo "matar al ego", "desidentificarse de la forma" , "convertirse en el observador " existe todavía cierta tensión, aún existe división, la misma división. El "ego espiritual" que se identifica con el 99'9999 % en lugar de con el 0'0001 % es mucho más amplio, sí, mucho más inclusivo, sí, pero en el fondo es lo mismo, es la otra cara de la moneda, el reverso de una misma cualidad. El 0'0001 % no es nada sin el 99'9999 %, pero es que el 99'9999 % tampoco existe sin el 0'0001 %. Ese observador espiritual que dice "yo no soy la forma" , "yo no soy el ego" "yo no soy el mundo", ¿quién es acaso? ¿no nace justamente del rechazo, de la oposición a eso que dice no ser?

Todo en la dualidad se define por su opuesto. Este que dice que no es la materia, la necesita para definirse como diferente a ella.

Si asumimos que representamos la totalidad con el 100 %, entonces lo que somos ha de ser el 100 %.


100 % = 1 = 0


El que no tiene opuesto.


Si queremos mirarlo de otra forma, el 99'9999 % es lo mismo que el 0'0001 %. Es lo mismo que 50 % y 50 %, es una división.

Por supuesto, como decíamos, representan cualidades diferentes. No es lo mismo sentirse un "ego persona", separado el mundo, que sentirse un "ego espíritu", que lo incluye todo menos la persona. Claro que la experiencia es mucho más expansiva en el caso de la identificación con el 99'9999 %, pero sigue habiendo una contracción. Ahí es donde se encuentran, ahí es donde son iguales, diferentes formas de vivir una separación, de vivir la dualidad.

El 99'9999 % es una cualidad diferente al 0'0001 %, y ambas son diferentes al 0'5 %, al 99'5555 %, al 50'77 %, al 80 %, al 31 %... Pero todas son formas de expresión de la dualidad. Cuanto más alto es el porcentaje, más inclusivo, pero si no es el 100 %, si no es 1, es un aspecto separado, no se puede decir que sea lo que somos, sino una cualidad a través de la cual nos estamos expresando. 


Sólo hay una tarta. No importa cómo la repartas.


No está mal decir "somos el 99'9999 %", como no está mal decir, somos el 0'0001 %, son simplemente posiciones, enfoques, lugares desde los que contemplamos en un momento u otro, posturas desde las que participamos en este juego.


Todo lo que pueda decir que soy, no soy.
Todo lo que pueda decir que no soy, eso también lo soy.


Ese 0'0001 % es justamente el punto en el que nos agarramos a aquello que creemos ser. Ese pequeño resquicio en el que digo "eso sí que no, yo no puedo ser eso". Ahí está la puerta, si es que hay tal cosa. Ahí está la salida de la conciencia separada, la conciencia envasada, el sujeto que aún se separa del objeto que percibe.

Da vértigo, ¿verdad?



Cabe aclarar, aunque por otro lado me parece innecesario, que este post no es una crítica, y no es una corrección a Graciela, que además su afirmación tiene el aval de la física cuántica. 😉  Al fin y al cabo poco importa si a la totalidad le llamamos vacío, o si el vacío es una parte de la totalidad. Simplemente jugamos con las palabras, y a veces podemos decir una frase y su contraria al momento siguiente, son formas de vernos, no necesitamos aferrarnos a ellas. En realidad, para lo que somos no hay nombre (ni cantidad).

 He utilizado el tweet de Graciela, con su permiso, como reflejo de la mente de todos, de la misma forma que me utilizo a mí, como Marta, al escribir esto. Así que aquí tenemos lo que ha entendido Marta, lo que se ha montado en su mente a raíz de una frase de Graciela. Y esto tampoco quiere decir que aquí esté la verdad. Ni siquiera estoy muy segura de que haya podido transmitir adecuadamente lo que me ha inspirado la frase, pero para ser sincera tampoco me he preocupado mucho de ello... No he pretendido ser totalmente coherente, ni siquiera matemáticamente correcta. A veces hay que permitirse jugar, no tanto tratar de explicar perfectamente algo que al fin y al cabo es incomprensible, sino dar pinceladas, lanzar una idea que otros, inesperadamente, puedan coger al vuelo y montarse sus propias películas, como yo acabo de montarme la mía. 😂

¿Cómo lo ves tú? ¿Cómo juegan ese 99'9999 % y ese 0'0001 % en tu mente? ¿Te inspiran algo diferente? Si es así y te apetece compartirlo, a mí me encantará leerlo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario