9 de febrero de 2017

Rodando...

La historia da vueltas y vueltas, y mientras las da es porque una parte de mí le da cuerda.
La estrategia que utilizo para evitarlo es exactamente el mecanismo por el cual se perpetúa.

Yo soy quien me traiciona, al dar vida a la misma historia de la que digo que quiero salir.
Yo soy la que tiene dos caras, una que me quiere y otra que me odia. Una que quiere verme feliz y otra que no me permite salir de su celda inmunda.

Yo soy la que construye su propio infierno por miedo a la felicidad.
Yo me corto las alas, yo me corto las venas.
Yo soy el diablo, yo soy mi asesino, mi torturador, mi maltratador.
Yo soy la oscuridad del mundo.

Yo soy eso mientras quiera jugar a serlo. Y mientras quiera jugar a serlo, toda queja es parte del juego. La desesperación por salir es parte del juego.

Ya estoy fuera, ya soy feliz eternamente.
Me espero allí, mientras quiera seguir sufriendo.




No hay comentarios:

Publicar un comentario